Un tren de Renfe logra retrasarse hasta encontrarse consigo mismo en el pasado

Un tren de Renfe ha logrado retrasarse hasta encontrarse hoy consigo mismo en el pasado, desafiando con la acumulación sucesiva de retrasos las leyes mismas de la física. “El tren con destino a Málaga acaba de llegar y acaba de salir al mismo tiempo, disculpen las molestias”, informaba Renfe a través del sistema de megafonía, precisando que la situación exime a la operadora de tener que compensar económicamente al pasaje. “No salgan de sus vagones hasta que el tiempo se haya detenido por completo”, ha solicitado la tripulación.

Al viajar al pasado, algunos de los pasajeros han albergado la esperanza de llegar a tiempo a su destino, pero la mayoría ha comprendido pronto que ahora forma parte de un bucle temporal infinito y que pasará el resto de su existencia encontrándose con una versión anterior de sí misma. “Me han regalado ya 53 juegos de auriculares”, lamenta uno de los viajeros de Renfe y del tiempo.

Los viajeros del pasado han intentado tranquilizar sin éxito a sus versiones del futuro, que llevan mucho más tiempo esperando que ellos y, por tanto, disponen de menos paciencia y están más irritados. Los momentos de mayor tensión se han producido cuando uno de los pasajeros ha empezado a hacer “spoilers” de “Tadeo Jones 2: El secreto del Rey Midas”, la película que se emitía en el tren en el instante en el que convergieron los dos momentos temporales.

Los más afectados por el suceso, sin lugar a dudas, son las personas que viajan en el vagón del silencio, pues se han encontrado con sus versiones del futuro y no han podido preguntarles nada.

Source: New feed

Comments

comments