Tarta de naranja SIN HORNO ¡Fácil y rápida!

Preparación de la tarta de naranja sin horno

1.-Reserva una cucharada del total de la gelatina, que equivale a 4 o 5 gramos. El resto de gelatina, hidrátalo con zumo de naranja. Probé a usar zumo de naranja en lugar de agua y funciona a las mil maravillas y la tarta de naranja sin horno gana en sabor.

2.- Forra con papel de horno un molde de 22 centímetros. Recorta el papel sobrante y ya lo tienes listo para hacer la tarta

3.- Derrite la mantequilla en el microondas y coloca las galletas en una picadora. Cuando hayas conseguido una harina de galleta, mézclala con  la mantequilla derretida. Cuando la galleta esté totalmente empapada, repártela bien por la base del molde y asegúrate de tapar bien los bordes para que la tarta no se sobre por la junta. Lleva el molde al frigorífico para que se endurezca la mantequilla.

4.- Calienta en un cazo la gelatina que tenías hidratando. No hace falta que llegue a hervir. Cuando la gelatina esté disuelta, retira del fuego.

5.- Coloca el queso crema en un bol y añade un poco de zumo de naranja. Mezcla bien con la batidora y ve añadiendo el zumo. Reserva un vaso de zumo para hacer la cobertura de la tarta. Añade el azúcar. Cuando tengas todos los ingredientes integrados, añade la gelatina sin dejar de mezclar.

Preparación paso a paso de la tarta de naranja sin horno (cheesecake de naranja)
Preparación paso a paso de la tarta de naranja sin horno (cheesecake de naranja)

6.- Vierte la mezcla de la tarta de naranja en el molde a través de una cuchara para no destrozar la base. Cubre con un film transparente y guarda en el frigorífico hasta que la gelatina cuaje por completo. Yo la dejo toda la noche. Guarda el resto del zumo en el frigorífico para usarlo en la cobertura de la tarta.

PREPARACIÓN DE LA COBERTURA de la tarta de naranja sin horno

1.- Hidrata la cucharada gelatina que apartaste al principio con el zumo de naranja que habías reservado. Añade también a través de un colador el zumo de un limón, que, aunque es un paso opcional, de dará a la tarta un toque ácido muy rico. Si no te gustan los sabores muy ácidos, no le añadas el limón.

2.- Calienta al fuego la gelatina y, sin dejar de remover, espera a que se disuelva. Añade el resto de zumo y espera a que se enfríe bien. Vierte encima de la tarta cuando esté bien frío.

3.- Lleva la tarta a la nevera y espera a que cuaje la gelatina de encima, más o menos una hora y media. Este tiempo es orientativo, te podría tardar más.

Ya tienes la tarta lista para decorar como más te guste y comerla en compañía de los tuyos. Yo la he decorado con hojitas de menta y flores de romero.

Tarta de naranja sin horno (cheesecake de naranja)
Tarta de naranja sin horno (cheesecake de naranja)

MI CONSEJO para preparar la tarta de naranja sin horno

Si te fijas, no he añadido azúcar a la cobertura de la tarta de naranja, queda con un marcado sabor ácido por el zumo de limón. Si te gustan los postres más dulces, endulza a tu gusto.
He usado zumo de naranjas exprimidas en casa, pero puedes usar un zumo envasado si lo prefieres, pero recuerda que el mejor zumo sólo lleva naranjas exprimidas, nada más.

Tarta de naranja sin horno (cheesecake de naranja)
Tarta de naranja sin horno (cheesecake de naranja)

 


Tarta de naranja sin horno (cheesecake de naranja)

Tarta de naranja sin horno (cheesecake de naranja)

La entrada Tarta de naranja SIN HORNO ¡Fácil y rápida! se publicó primero en Anna Recetas Fáciles.

Source: annarecetasfaciles-comida-2

Comments

comments